16 ene. 2009

Image and video hosting by TinyPic
¡¡¡ Cuba no está sola !!!


Comisión Antiimperialista del Comité Central
del Partido Comunista de los Pueblos de España


La incontinencia del fascismo, en sus pretensiones ingerencistas y colonizadoras, ha tenido una nueva expresión en las declaraciones de Esperanza Aguirre, Presidenta de la Comunidad de Madrid, caudilla del partido popular y especialista en insultar y despreciar a los pueblos.

En declaraciones recientes Esperanza Aguirre calificó al “Che” de canalla, ignorando que el “Che” no ha muerto y que forma parte de la historia de los pueblos, que está presente en cada batalla por la libertad y en las luchas de los pueblos oprimidos. Canallas son los neofascistas que pululan impunemente por las calles de Madrid, en complicidad con los cuerpos de policía, asesinando y ejerciendo todo tipo de violencia. Esperanza Aguirre es continuadora de la dictadura fascista anterior a la cual no ha condenado y de la cual se siente heredera, asumiendo por tanto los miles de crímenes cometidos en esos años.

Ahora reclama “recuperar su libertad” para Cuba, recalcando que antes de la Revolución Cuba era un país rico y ahora está sumido en la pobreza. Hasta el 1 de Enero de 1959 en Cuba se torturaba y asesinaba impunemente, la población no tenía ningún tipo de protección social. Los prostíbulos y casinos eran la riqueza que tanto añora Esperanza Aguirre. El nivel de analfabetismo en las zonas rurales alcanzaba al 80% de la población, las condiciones de trabajo eran esclavistas. La asistencia médica existía solo en las grandes urbes y apenas llegaba para atender a los ciudadanos.

Hoy Cuba goza de la mejor estadística en el mundo en cuanto a número de médicos por habitante, todas las especialidades médicas están cubiertas y son un derecho gratuito del pueblo cubano, la educación es también gratuita en todos los niveles académicos. Los niños tienen protección desde su nacimiento.

Los cargos electos para la cámara del pueblo se eligen por barrios, tienen que rendir cuentas de su trabajo y pueden ser revocados si los vecinos consideran que no les representa adecuadamente, ninguno de ellos cobra salario por su cargo. Y no como en esta España postfranquista donde la corrupción invade a todas las instituciones públicas, entre ellas y en numerosas ocasiones las gobernadas por el Partido Popular, sin que existan mecanismos democráticos que permitan a la ciudadanía acabar con tanto robo y tanta estafa al pueblo.
Esa situación de Cuba, de garantía de los servicios al pueblo, es una gran desgracia para el Partido Popular, para el fascismo, para Esperanza Aguirre, que ha cerrado el año 2008 con protestas en hospitales públicos ante el proyecto de privatización y robo de la sanidad pública de la Comunidad de Madrid; aguantó -con la ironía déspota que la caracteriza- los insultos de los trabajadores de la sanidad pública que la llamaron mentirosa, especuladora, privatizadora, alegando que eran opositores políticos.

También ha suspendido en educación, calificada por los estudiantes del nivel más bajo en comparación con otras comunidades; acusada de manipular y engañar en viviendas de protección oficial para jóvenes, el 60% de los ciudadanos de la comunidad están en contra de su política de vivienda, llega al 70% cuando se trata de jóvenes de 18 a 34 años.

Insiste asimismo, en continuar proporcionando dinero público a los suyos a través de la realización de proyectos de carreteras que confrontan abiertamente con la preservación de espacios naturales, no deteniéndose ni con sentencias judiciales en su contra.

Su preocupación por las “libertades” la llevó hace dos años a erigirse como madrina de la mafia de Miami, desviando cantidades del presupuesto público para cooperación y desarrollo y entregándolo a terroristas que operan contra Cuba. Recibió un premio de esta organización por su miseria contrarrevolucionaria. Esa estrecha unión que tiene con la mafia de Miami la lleva a respaldar una concentración en contra del pueblo cubano prevista para el 31 de Enero en Madrid.

Sin embargo tanto ella como el Partido Popular, asisten impasibles a la masacre del pueblo palestino, más de 800 asesinatos en 12 días, entre ellos más de 200 niños; este genocidio no les provoca ninguna declaración de condena. El terrorismo del ejército de Israel no les causa vergüenza, no les inmuta. Su silencio les hace cómplices de proyecto sionista que intenta acabar con el pueblo palestino y de los crímenes que cometen. Asesina quien dispara. y también asesina quien calla.

Los pueblos nos sentimos indignados ante la barbarie y sus cómplices que la consienten y la amparan; por mucho que les pese a los fascistas reconocemos dónde se encuentra la libertad y la democracia.

Denunciamos la campaña de ingerencia contra Cuba que desarrolla de forma sostenida el Partido Popular.

Exigimos que nuestros recursos no sean destinados a mafiosos terroristas en Miami.
Apoyamos el derecho de los pueblos a defender su soberanía, al pueblo cubano y a su revolución. CUBA NO ESTA SOLA, los pueblos estamos en deuda por su resistencia al imperialismo y nos identificamos con su proyecto socialista.

Hacemos un llamamiento a responder al Partido Popular, a la mafia terrorista de Miami, a sus portavoces en el estado el estado español, a movilizarnos frente a las injerencias fascistas de los lacayos del imperialismo y su representante en Madrid, Esperanza Aguirre.

Madrid, 13 de Enero de 2,009

No hay comentarios: