7 nov. 2014

Image and video hosting by TinyPic
97 aniversario de la Revolución de Octubre


DECLARACIÓN DEL SECRETARIADO DE LA INICIATIVA COMUNISTA EUROPEA SOBRE EL 97 ANIVERSARIO DE LA REVOLUCIÓN SOCIALISTA DE OCTUBRE

“Lo esencial es que se ha roto el hielo, que se ha abierto el camino, se ha indicado la dirección” V.I. Lenin

La Gran Revolución Socialista de Octubre de 1917 en Rusia es un hito histórico de la lucha de la clase obrera por derrocar el poder de los capitalistas, por construir el socialismo y por abolir la explotación del hombre por el hombre. Fue una ruptura decisiva con el viejo orden mundial y sentó las bases para la liberación política, vsocial y económica de la humanidad.

La Revolución Bolchevique fue resultado de la explosiva agudización de las contradicciones sociales de la Rusia zarista, y de la I Guerra Mundial, que la convirtió en el eslabón débil del sistema imperialista global. Su materialización confirma que sólo un Partido Comunista con una estrategia revolucionaria, guiado por el marxismo-leninismo, construido en los centros de trabajo y en las comunidades obreras, puede salvaguardar el papel dirigente de la clase obrera en su alianza con las capas populares oprimidas para dar el “salto revolucionario”.

La Revolución de Octubre marcó el inicio de una nueva época, la era de la transición del capitalismo al socialismo. Esto se logró a través la conquista del poder político por la clase obrera en alianza con las capas populares pobres, con la socialización de los medios de producción, la planificación central y el control social
obrero, con el objetivo de construir la nueva sociedad socialista-comunista para satisfacer las necesidades del pueblo.

El Socialismo realizó una gran contribución a la lucha de los pueblos y esto no lo pueden eliminar los difamadores ataques de sus oponentes, los burgueses y oportunistas apologistas del capitalismo. La Unión Soviética jugó un papel decisivo en la victoria antifascista de los pueblos en la II Guerra Mundial, sufriendo 20 millones de muertos e incalculables pérdidas materiales.

El problema del paro se resolvió en los países socialistas y se garantizó el derecho al trabajo. Se redujo el tiempo de trabajo y se establecieron los derechos a la seguridad social. Los modernos servicios de salud y una verdadera educación eran gratuitos y se convirtieron en derechos del pueblo. Había una importante
atención y cuidado a los niños, la juventud, las parejas jóvenes, los ancianos y los enfermos.

Garantizó el derecho a la vivienda, al deporte, a la cultura y al recreo. Fue el contrapeso a la agresividad imperialista y un factor para la defensa de la paz.

Las conquistas del poder soviético dieron fuerza a la lucha de los pueblos en todo el mundo.

El derrocamiento contrarrevolucionario del socialismo no altera el carácter de nuestra época.

Los comunistas aprendemos de los errores, las omisiones y las violaciones de las leyes de la construcción socialista que llevaron al derrocamiento del socialismo y a la restauración del capitalismo, lo que supuso dolorosas consecuencias para los pueblos de los antiguos estados socialistas y para toda la humanidad.

El desarrollo social avanza con la lucha de clases como su fuerza motriz.

El capitalismo, sistema basado en la explotación del hombre por el hombre, ha alcanzado sus límites históricos. Genera crisis, pobreza y guerras imperialistas.

¡El socialismo es necesario y oportuno!
¡El poder para la clase obrera!
¡La riqueza para quienes la producen!
¡Por una nueva organización social con la satisfacción de las necesidades
populares como objetivo!
¡Viva la Gran Revolución Socialista de Octubre!

No hay comentarios: